Celebración de NocheBuena

El lunes día 24 a las 19:30h, celebramos la solemne Eucaristía del Nacimiento de Jesús. “Hoy nos ha nacido un Salvador, el Mesías, el Señor”. “Porque un niño nos ha nacido, un hijo se nos ha dado”, “que trae la salvación para todos”. Cantad, proclamad, en medio de tanto regocijo contemplamos a María, que da a luz a su Hijo primogénito, lo envuelve en pañales y lo acuesta en un pesebre, señales para reconocer que el Niño que ha nacido es el Hijo de Dios.


Éstas fueron las consignas que recibieron los pastores: “Aquí tenéis la señal: encontraréis un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre”. Después de pronunciar el Pregón de Navidad, los niños de catequesis de infancia representaron un resumen los cuatro domingos de Adviento en los que nos preparamos para la Navidad.


Resonó nuestro canto más alegre en esta gran noche de luz, paz y amor, Gloria a Dios, en ese momento varios niños con cirios encendidos acompañaron a un ángel a San José y a la Virgen María llevando al Niño Jesús para colocarlo en el nacimiento del presbiterio. Junto a las ofrendas del pan y vino se ofrecieron alimentos que se habían recogido en el Anuncio de la Navidad portados al altar por los más pequeños que participaron en la celebración. Al terminar pasamos a adorar al Niño, acompañados de villancicos y felicitarnos en esta Navidad. 

IMG-20181226-WA0016IMG-20181226-WA0005IMG-20181226-WA0013IMG-20181226-WA0012

Noticias Relacionadas

Evangelio del día

Twitter Pontifex

Santo
del día

27 DE OCTUBRE SAN VICENTE, SABINA Y CRISTETA MÁRTIRES

Vicente, Sabina y Cristeta son hermanos. Han nacido y viven en Talavera (Toledo). Los tres disfrutan de su juventud —Cristeta, casi niña- y, como en tantos hogares después del fallecimiento de los padres, hace cabeza Vicente que es el mayor.Manda en el Imperio la tetrarquía hecha por Diocleciano con el fin de poner término a la decadencia que se viene arrastrando a lo largo del siglo III por las innumerables causas internas y por las rebeliones y amenazas cada vez más apremiantes en las fronteras. Diocleciano, augusto, reside en Nicomedi ...

... leer más