Novena a la Purísima

 Con toda solemnidad fue oficiada la Novena a la Purísima Concepción. Ha sido la mejor preparación espiritual para festejar a la Excelsa y Canónica Patrona, cuya imagen desde el pasado 11 de noviembre preside, desde el Camarín del Presbiterio, todas y cada una de las solemnidades a Ella dedicadas.


La predicación del novenario ha corrido a cargo del dominico, P. Vicente Grau Monrós, que con sus disertaciones, teniendo como centro los textos bíblicos de cada uno de los días y la figura de la Virgen, ha sabido cautivar las atenciones y los intereses de los asistentes.


La novena, convocó a la contemplación de la bella imagen de la Mujer sin mácula, a los feligreses de cada una de las parroquias, a colectivos como Angelets, jóvenes, mayores y camareras. Las salmodias que acompañaron cada una de las solemnes eucaristías corrieron a cargo de los diferentes coros parroquiales, el Cor dels Infants de Sant Josep y a los coros de: juvenil de Santa María, del Ceam y Sabatina.


Cada anochecer ha sido un reencuentro con nuestras más profundas creencias, entre cuentas de esperanza y sentimientos hacia María, el ser especial, puro, bello, inmaculado… a la que Dios llenó de gracia.

Noticias Relacionadas

Evangelio del día

Twitter Pontifex

Santo
del día

9 DE DICIEMBRE SAN JUAN DIEGO CUAUHTLATOATZIN SEGLAR

Juan Diego Cuauhtlatoatzin (que significa: Águila que habla o El que habla como águila), un indio humilde, de la etnia indígena de los chichimecas, nació en torno al año 1474, en Cuauhtitlán, que en ese tiempo pertenecía al reino de Texcoco. Juan Diego fue bautizado por los primeros franciscanos, aproximadamente en 1524. En 1531, Juan Diego era un hombre maduro, como de unos 57 años de edad; edificó a los demás con su testimonio y su palabra; de hecho, se acercaban a él para que intercediera por las necesidades, peticiones y súplica ...

... leer más